11 ago. 2011

Meditar Con Tu Angel: El Ascensor Angelical

   A veces, cuando tenemos dudas o problemas necesitamos el consejo de un amigo fiel que nos oriente pero quizás busquemos la ayuda de un amigo especial. En estos casos puedes pedir ayuda a tu ángel mediante un sueño. Cuando estes a punto de dormirte puedes visualizar un ascensor dorado en el que tu y tu ángel viajan al mundo de los sueños. Si prefieres grabar este ejercicio, pon el grabador muy cerca de tu cama, donde puedas apagarlo sin abrir los ojos al terminar el ejercicio.

Este ejercicio es gentileza de Alma Daniel, Timothy Wyllie y Andrew Ramer del libro "Ask your Angels"


  • Cierra los ojos y siente como caes en el sueño. Tu respiración es lenta y facil.
  • Relaja el cuello, relaja los hombros. Siente como se relaja toda tu espalda. Desde la cabeza hasta la punta de los pies, siente que todo tu cuerpo deja escapar la tensión 
  • Ahora visualiza un pasillo largo, muy largo. Las paredes y el techo estan hechos de luz intensa. Observa la luz e imagina que caminas lentamente por ese pasillo luminoso, con tu ángel a tu lado.
  • Al final de pasillo ves un portal refulgente, es la puerta del ascensor angelical. Cuando te acercas con tu ángel la puerta se abre lentamente.
  • De la mano, con una de sus alas envuelta tu espalda, tu ángel y tu entran al ascensor. Al hacerlo, tu cuerpo se baña en la luz más pura y calida que puedas imaginar. Eso relaja tu cuerpo y penetra en ti, inundando todas las células.
  • Ves que tu ángel estira la punta de un ala para oprimir uno de los centellantes botones del tablero, junto a la puerta.
  • El ascensor se cierra lentamente. Bañados en la luz, tú y tu ángel, se elevan lentamente en tus sueños.
  • Si quieres formular una pregunta especifica a tu ángel, este es el momento.
  • Concentrate nuevamente en tu respiración. Siente como caes en el sueño, junto con tu ángel estan acendiendo hacia el mundo de los sueños, donde tu ángel te responderá.

   Te recomiendo que tengas a mano hoja y lapiz para anotar el sueño cuando despiertes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Música para meditar